Domingo, 19 de noviembre de 2017
Foto Fuente: Especial

Queda sin trabajo por hacer seña obscena a Trump

La prensa captó el momento y se volvió viral

Washington. Una mujer en Estados Unidos fue despedida de su puesto como ejecutiva de marketing por hacer una seña obscena al presidente Donald Trump.

Juli Briskman, es una mujer de 50 años que perdió su empleo en la empresa Akima luego de ser captada por la prensa realizan la seña del dedo medio levantado al pasar una caravana en la que iba el mandatario estadounidense a un campo de golf el mes pasado.

Briskman se encontraba fuera de servicio,  no vestía ninguna ropa que delatara a la compañía para la que ella trabajaba y tampoco aparecía su rostro en la imagen, sin embargo sus jefes la despidieron a causa del incidente.

Con información de Excélsior

LG