México. El feminicidio de Cinthia conmocionó a la ciudad de Ensenada, Baja California, debido a la crueldad de la que fue víctima la joven madre de 23 años; el principal sospechoso es su exmarido quien denunció su desaparición de la víctima pero luego se dio a la fuga.

El infierno que vivió Cinthia

Cinthia Estephania Espinoza Rodríguez era una joven de 23 años que había formado una familia con Jair Ríos, tenían un pequeño y vivían en Ensenada, Baja California.

Sin embargo, la joven se había separado de Jair por los constantes maltratos que sufría a su lado; Cinthia ya tenía una nueva pareja y tenía planes para casarse de nuevo.

La imagen puede contener: 1 persona, selfie, interior y primer plano
Cinthia pensaba iniciar una nueva relación

El pasado 03 de mayo, Cinthia salió de su domicilio en un auto Focus blanco, para recoger a su pequeño hijo, pero ella nunca llegó a su destino; Jair reportó la desaparición de la joven y sus familiares comenzaron una campaña de búsqueda.

Jair Ríos, presunto feminicida de Cinthia

Durante 11 largos días la familia y amigos vivieron un martirio al no localizar a Cinthia, hasta que el 14 de mayo se enteraron de la aparición del auto de la joven y ella fue encontrada en la cajuela.

El auto fue localizado en Punta Banda III, a dos cuadras de un Conalep, entre calle B. Botaris y Miguel Mendoza, en Punta Banda, según vecinos el auto llevaba 4 días abandonado, pero percibieron olores fétidos que emanaban del carro aspi que dieron aviso a las autoridades.

Las autoridades tomaron reporte de los hechos y posteriormente confirmaron que se trataba de Cinthia, el cuerpo presentaba golpes y huellas de tortura; las autoridades solicitaron videos de las cámaras de seguridad y se observó a dos hombres abandonar el auto, uno de ellos presuntamente era Jair.

Las autoridades aún no hacen nada

Jair huyó de su domicilio, a pesar de algunas pruebas, las autoridades no han liberado un orden de aprehensión en su contra, por lo que aún no ha sido detenido.

El padre de la víctima, Alejandro Espinoza, dijo que tanto él como las autoridades saben el paradero del sospechoso, lo detuvieron pero lo dejaron libre de nuevo, incluso, amenaza con lincharlo pues acusa a la Fiscalía General del Estado de no seguir con las investigaciones para dar con los responsables de la tortura y feminicidio.

IN