México. Elementos de seguridad privada de una tienda de autoservicio Bodega Aurrera detuvieron a un niño de 13 años de edad había robado varios productos. 

Por lo tanto elementos de la Policía Municipal de Aguascalientes se movilizaron a la colonia Rincón de los Romos. Al llegar a la tienda encontraron a Brayan «N» de 13 años de edad, vestido con su uniforme de la escuela y espantado. 

Cuando le preguntaron a los elementos de seguridad dieron a conocer que el niño se había robado una pinturas, unos plumones y unos cuadernos. Los agentes policíacos dijeron que se veía que era «un niño bueno» por lo que decidieron pagar la cuenta de 90 pesos. 

Brayan le dijo a las autoridades que no tenía padres y se encontraba con unos familiares, pero más tarde se dio a conocer que vivía con su padre, el cual se había divorciado recientemente y lucha a diario para mantener a su pequeño hijo.

Con información de Excélsior

MA