México. Fernanda Yañez, una joven estudiante en la Universidad Tecnológica de México, Unitec, campus Campus Sur vivió en carne propia el acoso sexual de un docente de la institución. 

El pasado 21 de febrero la joven decidió portar un vestido color negro, hacía calor, dijo. Cuando iba subiendo las escaleras de un edificio de la Universidad se percató que un tipo de traje iba tras de ella tomándole fotos por debajo del vestido. 

Enojada y temerosa volteó a reclamarle el por qué de los hechos. El sujeto identificado como Ferndando Mg, docente de la institución le iba tomando fotografías por debajo del vestido y se justificó diciendo que Fernanda había visto mal. La joven le exigió que borrara el video y las fotos, aseguró que no tenía nada en su celular, sin embargo, su actitud decía otra cosa. Inmediatamente el hombre actuó nervioso, escondió el celular y trató de huir. 

Fernanda con miedo, intentó quitarle el celular y con gritos lo culpó de los hechos. Nadie la ayudó. Todos miraron, todos se dieron cuenta, pero nadie hizo nada por ayudarla. El docente se acercó a la salida de la escuela, Fernanda pidió que fuera detenido, pero no le hicieron casa, dijeron que no podía hacer nada y el acosador salió como si nada. 

La estudiante pidió ayuda y apoyo, acudió a vigilancia y hasta con el director, pero le dijeron lo mismo. No podían hacer nada. Las cosas no podían quedarse así, en el celular se había llevado un video y también su dignidad. Fue amenazada por el rector de la escuela quienes le exigieron que no dijera nada, la amenazo diciéndole que si lo ponía en redes «más le vale tener abogado porque es difamación».

No pudo hacer nada, no tenía pruebas y estaba sin testigos. Quería justicia y aseguro que así lo haría. En redes sociales ayer por la mañana decidió hacer una publicación en redes sociales. ¡Ayúdenme a difundir a este “docente” asqueroso, ya que la escuela no me ayudó a hacer justicia! 

Por suerte, la publicación fue miles de veces compartida. El caso de hizo viral, acusaron a la UNITEC de solapar a un docente acosador y no ayudar a las mujeres contra el acoso sexual. 

Luego de que el caso se hiciera mediático, la UNITEC ya se pronunció y aseguró haber destituido al maestro, reconocer que hubo un error en el protocolo de seguridad y no permitirá este tipo de acciones.

VO