México. Hace unos días una mujer denunció como un hombre le tomó fotografías a su hija de 14 años mientras ella compraba despensa.

Todo comenzó cuando un matrimonio tuvo que dejar a su hija en la entrada de la tienda ante las medidas de sanidad por la pandemia. La joven de 14 años se quedó en el área de teléfonos celulares donde compraría un chip, de inmediato un hombre la abordó para pedirle ‘ayuda’.

-Publicidad-

Te recomendamos: Cristopher, el joven repartidor que fue atropellado por policías en Coyoacán

El sujeto le pidió que le ayudara a prender la cámara de su celular ya que él no sabía como hacerlo. Mientras la niña accedió el aprovechó para tomarle varias fotografías, cuando ella se percató, se asustó y buscó ayuda.

Una vez que les contó a sus padres, pidieron a los encargados de la tienda que les brindaran atención pero, en lugar de ayudarlos, les pidieron que se calmaran para no asustar a la gente.

Oficiales arribaron a la sucursal Chedrahui ubicada en Plaza las Américas de Cancún, solo les ofrecieron detener al responsable por 36 horas, cosa que no sucedió por la pandemia.

En este país parece no haber castigo para los hombres con actitudes de pederastia que asechan a niñas.

MR