México. Hace un año su dueño murió de covid-19 y los familiares de su amo lo querían dormir, pero afortunadamente Patricia Gonzáles, una rescatista lo salvó y puso en adopción a “Chico”, un perrito pitbull de aproximadamente 2 años de edad y que ahora busca un nuevo hogar.

Tras la muerte de su dueño, la vida de ‘Chico’ cambio por completo, ya que las dos personas que lo han adoptado, lo han regresado y hasta han pensado en dormirlo, pero afortunadamente, Patricia lo ha impedido.

Estamos buscando la forma de darle un hogar digno, sobre todo que sea con mucho amor
, señaló Patricia.

«Llegó con problemas de ansiedad, agredía a los hombres principalmente, mas que a mujeres, un poquito de ansiedad con perros, veía a perros y se ponía un poco ansioso (…) gracias a la educación que recibe el can poco a poco ha ido superando los problemas de conducta que tenía”, compartió Gabriel Vargas.

Añadió que han estado trabajando con él y se ha estado integrando a los grupos con los demás perros con el trabajo diario y con la convivencia ha disminuido mucho su problema.

Aunque parece agresivo, ‘Chico’ es muy juguetón y se encuentra desesperado por encontrar una familia que lo adopte y le dé mucho amor, por lo que si estas interesado en adoptarlo puedes llamar al teléfono 55-20-86-79-23.

Con información de Telediario

YC