México. El celular de Maximiliano «N» de 22 años, presunto asesino de los dirigentes de comerciantes de la CTM en Cuernavaca, desapareció en donde se presume habían mensajes incriminatorios del ataque.

El sujeto fue captado en el momento de su detención intentando borrar mensajes en el que, según medios de comunicación,  se le daba la orden de matar a sus víctimas y en los cuales se decía que le pagarían 5 mil pesos.

Te recomendamos: Max asesinó a dos empresarios en Cuernavaca por 5 mil pesos

Agentes investigadores de la Fiscalía que dieron a conocer que nunca les fue entregado por elementos de la Policía de la Comisión Estatal.

Ante eso, tampoco está asentado en la carpeta de investigación, que Maximiliano «N» habría recibido los citados mensajes en donde le ordenaban matar a los comerciantes Jesús García y  Roberto Castrejón.

Con información de El Sol de Cuernavaca

PE