México. ‘Diles que no sufrí’ fueron las palabras de Alma Delia, trabajadora del IMSS que murió por Covid-19 luego de que tuvieron que la intubaron.

Alma Delia trabajó como asistente clínica en el Hospital General de Zona 36 de Coatzacoalcos en donde también moriría.

Ella era la encargada de recibir las tarjetas de los pacientes que tenían cita programada o de los familiares que entraban por urgencia.

Sin embargo hace tres semanas empezó a presentar temperatura y dolores ligeros en el cuerpo.

Pero desde el 5 de mayo su salud empeoró por lo que tuvieron que tuvieron que llevarla al IMSS.

Luego dio positivo a Covid-19 hasta que el siete de mayo la intubaron por que se le complicada respirar.

«La abrace hasta que se durmió, antes me dijo que le dijera a sus papás y a mis hermanos que no sufrió mientras estaba internada» relata su hijo que trabaja como enfermero.

Dos horas después Alma Delia fue declarada muerta, formando parte de los cuatro trabajadores de esa clínica que han muerto por la epidemia.

Con información de E-Veracruz

PE