MéxicoGladis Giovana Cruz Hernández y Mario Alberto Reyes Nájera, la pareja de secuestradores de Fátima, son las personas más buscadas en la CDMX, esto es lo que se sabe de ellos.

Cabe resaltar que después del cateo realizado al número 17 de la calle Prolongación San Felipe de Jesus, en Xochimilco, se logró establecer la identidad de los implicados en el secuestro y feminicidio de la niña de siete años.

Luego vecinos y diversos reportes tanto de autoridades como periodísticos, han revelado diversos detalles del comportamiento de esta pareja.

Casados y con hijos:

Se sabe que Gladis y Mario son un matrimonio que cuenta con dos hijos pequeños los cuales acudían a la primaria Enrique Rébsamen, a donde iba Fátima.

Los hijos, de no más de siete años, son una niña y un niño, cuyo paradero se desconoce al igual que el de sus padres.

Rentaban:

La pareja rentaba un cuarto en el inmueble en donde habrían llevado a Fátima luego de que se la llevaron. También se sabe que el lunes cuando se difundieron los videos de Gladis, escaparon.

De hecho el dueño del inmueble alertó a las autoridades capitalinas y permitió el cateo donde encontraron ropa de la niña e identificaciones de los presuntos secuestradores.

Ocupaciones:

Vecinos de Tulyehualco aseguraron que la pareja de secuestradores de Fátima no tenían mucho tiempo viviendo en la zona y que Mario tenia un mototaxi. Mientras que Gladis vendía longaniza y rellena por los rumbos.

También aseguran que la mujer no platicaba mucho al contrario del hombre que era más amigable con los vecinos aunque solía fumar mariguana.

.Aunque aseguran que la abuela de Mario vive a unas cuadras del lugar a la cual frecuentaban en pocas ocasiones.

Gladis Giovana Viry

Cercanos con la familia de Fátima: 

La versión más fuerte sobre el móvil del feminicidio de Fátima apunta a que la pareja tenía problemas con los padres de las niña.

Algunas versiones indican que Mario y el padre de la víctima trabajan juntos en los mototaxis.

Incluso se sabe que llegaron a vivir juntos en la misma vivienda, donde habrían robado documentos de los padres de la víctima.

Por eso en las grabaciones en donde la niña camina con la mujer, van platicando, porque Fátima la conocía, pero desconocía sus intenciones.

Fátima Viry

PE