México.  El pasado 24 de agosto por la noche Josimar Ríos López y Agustín Ronzón González acudieron a un partido de fútbol, posteriormente fueron a comprar su cena en un auto tipo Chevy.

Más tarde testigos informaron a los familiares de los jóvenes que supuestos agentes de la Secretaría de Seguridad Pública de Coatzacoalcos, Veracruz habían detenido a Josimar y Agustín. 

Los familiares de los desaparecidos acudieron a diversas corporaciones policíacas para encontrar a los jóvenes sin embargo, las autoridades informaron que no había detenidos con esos nombres. 

Posteriormente comenzó a circular un video a través de diversos grupos de WhatsApp en donde aparecen los dos jóvenes hincados y con los ojos vendados. Después de interrogarlos los sujetos armados deciden degollar a Josimar y Agustín y con esto terminar con sus vidas.

Con información de La Silla Rota/ E Consulta

MA