México. El pasado domingo 4 de agosto dos cuerpos fueron localizados en el municipio de Culiacán, Sinaloa las víctimas fueron torturadas y posteriormente asesinadas a balazos. Sin embargo, lo más relevante de ambos homicidios es que los cuerpos tenían varios carritos de juguete pegados en el pecho. 

Te puede interesar: Los mataron, torturaron y pegaron carritos de juguete en el pecho 

Parecía que sólo existían dos víctimas, pero el lunes por la madrugada fue localizado un tercer cuerpo con las mismas características sólo que está vez presentaba 10 carritos de juguete en el pecho y uno en la mano. Por si fuera poco fue localizada una cuarta víctima con diez carritos pegados al pecho en la colonia El Vallado. 

Así quedaron los hombres con los carritos pegados en el pecho (Fotos)

Posteriormente El Sol de Sinaloa dio a conocer el nombre de tres de las cuatro víctimas. Jonathan N fue la primer víctima encontrada en un autoservicio de Villas del Río. El segundo cuerpo fue localizado cerca del Hospital de la Mujer en el Desarrollo Urbano Tres Ríos, y fue identificado por sus familiares como Aarón Alberto N.

Finalmente el tercer cuerpo se encontraba en la colonia Lomas del Bulevard y fue identificado como Elier Obed N.

Te puede interesar: Matan y abandonan a otro con carritos de juguete en el pecho

La víctima del 2018

Estos casos parecen nuevos, pero en junio del 2018 se dio a conocer un caso parecido en el municipio de Salvador Álvarado, el cuerpo de José Antonio «N» de 28 años de edad fue hallado cerca de un puente del poblado de la escalera.

Te puede interesar:  Se roban a niña finlandesa en Coyoacán

Los reportes oficiales indicaron que el cuerpo estaba boca arriba, con los ojos encintados, un impacto de bala que le arrebató la vida, además tenía varios carritos de juguete en el pecho, parecido a los cuatro casos ocurridos en esta semana.

Te puede interesar: Hallan cuarta víctima del asesino de ‘los carritos de juguete’ 

Te puede interesar: Identifican a tres de las víctimas del ‘asesino de los carritos’ 

Las autoridades del estado aún no han confirmado que las muertes estén relacionadas entre si o si se trata de algún asesino en serie, pero debido al modus operandi se intuye que están vinculados los decesos.

A pesar de que las autoridades no se han pronunciado al respecto, hay que destacar que en Sinaloa se han robado 2 mil 675 vehículos en este año, por lo que se podría presumir que se trata de una «limpia de robacoches» de la zona. Ya que todos fueron asesinados a balazos y posteriormente les colocaron los carritos de juguete en el pecho.

 MA