México. Una turista noruega terminó en el otro mundo cuando intentó realizar un buen gesto.

Birgitte Kallestad de 24 años, se encontraba de vacaciones con su familia cuando se topó con un cachorro, el cual estaba en estado de desnutrición, lo rescató, lo llevó a su hotel y cuando comenzaron a jugar el perrito la mordió y le generó algunos rasguños.

Después de su regreso a Noruega, la joven comenzó a sentirse mal y fue en repetidas ocasiones al hospital. Días después murió y al realizar la autopsia de ley y los análisis correspondientes se supo que la joven falleció tras ser infectada de rabia.

Con información de La Neta Noticias

VO

Te puede interesar:  Tiroteo en fiesta de California deja 3 muertos y 9 heridos