México. Tres leones atacaron a su propio dueño en una reserva privada en Sudáfrica al noreste de Pretoria, el hombre murió en el lugar.

El propietario de la reserva Dinokeng Game Reserve se encontraba atendiendo a los felinos cuando por motivos desconocidos lo atacaron hasta que murió desangrado. Los leones tuvieron que ser sacrificados en el lugar ya que no permitían que nadie se acercara al hombre.

-Publicidad-

Una vez abatido el último los servicios de emergencias pudieron acercarse pero ya no contaba con signos vitales. Se trató de dos hembras y un macho.

Con información de La Prensa 

FF